Saltar al contenido

Lecturas adicionales y ejemplos contabilidad

26/02/2021
Lecturas adicionales y ejemplos contabilidad

1.- Fondo de maniobra y necesidades operativas de fondos

El fondo de maniobra representa aquella parte del activo corriente de la que se puede disponer tras haber satisfecho las deudas a corto plazo, FM=AC-PC, es un indicador estático de solvencia, siendo más útil el cálculo de las NOF (necesidades operativas de fondos). A continuación se ejemplifica cómo elaborar una hoja de cálculo donde calcularlos para después analizarlos.

Se recoge en una tabla las partidas implicadas según se estudió. En la imagen se ejemplifica que en la celda C10 hay que incluir la fórmula de cálculo de las NOF «=C5+C6+C7-C8-C9». En la celda C13 la fórmula sería la equivalente a AC-PC; esto es «=C11-C12».

Ejemplo tabla excel

Una vez calculados ambos índices, habrá que analizar su relación. El FM puede tener un valor diferente porque pueden existir más componentes en activo corriente y pasivo corriente de los que componen las NOF.

Dándose tres posibles situaciones:

  • FM=NOF
  • FM>NOF, que supone un exceso de tesorería.
  • FM<NOF: esta situación indica la necesidad de recursos negociados para las operaciones diarias de la empresa.

2.- Punto muerto o umbral de rentabilidad

El punto muerto es un índice que nos permite conocer la cantidad de producción mínima que debe tener la empresa para poder recuperar los costes fijos y variables. A continuación se explica cómo hallar el índice con la hoja de cálculo y cómo dibujar el gráfico que muestra a partir de qué umbral se obtienen beneficios y en qué medida se obtienen.

Esa cantidad óptima se expresa como Q*=CF/(Pv-Cvu)

A partir del siguiente ejemplo podemos conocer cómo se calcula el punto Q* y el gráfico que lo representa:

La sociedad SENDRA, S.A. tiene unos costes fijos estimados de 8.000 € y un coste variable por unidad de 50. El precio de venta por unidad es de 60. Dados estos datos, se elabora una hoja de cálculo que recoge las dos ecuaciones que servirán para identificar el Q*: Costes totales = Pvu x Q – Cvu x Q, para distintos valores de Q que van de 0 a 1800 unidades, aumentando a una razón constante de 300 unidades.

En primer lugar, la tabla que contendrá los datos y las fórmulas será la siguiente:

Tabla de cantidades

En la primera celda de la fila de CV se coloca la fórmula para calcular el coste variable total partiendo del coste variable unitario, referenciando la fórmula a la celda de la fila de Cantidad vendida que corresponda. Lo mismo hay que hacer en la fila de Ingresos totales. Para calcular los costes totales y el beneficio o pérdida, hay que introducir la suma y la diferencia respectivamente, de las casillas que componen su resultado. Se ejemplifica la fórmula del cálculo de Ingresos Totales. Una vez introducida sólo hay que arrastrar la fórmula con el cursor para copiarla en las demás celdas. Fórmula en la celda C15: =C14*C4 ó =60*C9.

Cantidad vendida

Una vez introducidas las fórmulas, en la fila de Cantidad vendida se introducen por celdas los valores: 0, 300, 600, 900, 1.200, 1.500 y 1.800; dando lugar a la siguiente tabla que recoge los beneficios o pérdidas para dichas cantidades:

Cantidad vendida Q

Una vez obtenido esto, hay que tomar las partidas de ingresos totales, costes totales para cada cantidad y hay que separarlas en una tabla para dibujar el gráfico. Se calcula también Q*.

Cálculo de Q

Para dibujar el gráfico se seleccionan los datos de la tabla (se pincha en C17 y se arrastra hasta J18). Una vez seleccionados se selecciona el asistente de gráficos de la hoja de cálculo y se elige tipo de gráficos de líneas.

Gráfico a partir de tabla

Se pasa a la siguiente pantalla donde se comprueba que se han seleccionado los datos correctamente en la pestaña de «Rango de Datos» y se pulsa en la pestaña «Serie».

Gráfico a partir de otra tabla

En la parte que se señala con un círculo rojo en la siguiente imagen, hay que incluir el rango de datos de la fila 16, correspondiente a los valores numéricos, para que aparezcan como referencias en el eje X del gráfico.

Gráfico de otra tabla

Tras dar a siguiente, aparece la opción de insertarlo en la misma hoja o una hoja diferente. Para el ejemplo se ha elegido en una hoja nueva:

Gráfico en hoja nueva

Gráfico final

Una vez obtenido el gráfico se puede modificar el formato. En este ejemplo se añade una señal del punto muerto Q* y se han modificado algunos aspectos estéticos, obteniendo la gráfica siguiente:

Gráfico

Por encima del nivel Q* la línea de ingresos está por encima de la de costes totales y, por lo tanto, existen beneficios para la empresa. Antes de eso, como se vio con los datos, la cantidad vendida no cubre los costes fijos ni los variables, no siendo rentable producir una cantidad inferior a Q*=800.

3.- Ratios de rentabilidad y apalancamiento financiero

Para ver qué hojas van a servir de utilidad en esta ocasión, hay que ver en primer lugar los componentes de los ratios:

  • Rentabilidad financiera (ROE) = BAT / Fondos propios.
  • Rentabilidad económica (ROA) = BAIT / Activo total, que se descomponía a su vez en:
    • Margen = BAIT / Ventas
    • Rotación = Ventas / Activo total ROA = Margen x Rotación
  • Endeudamiento (L) = Pasivo total / Fondos propios

La relación entre los tres venía de la siguiente ecuación:

ROE = ROA + (ROA – Cd) x L

En esta ocasión se necesitan las hojas de trabajo del balance y la cuenta de pérdidas y ganancias. Ésta última se elabora de forma vertical, tal y como se presenta el modelo oficial que obliga el PGC.

La hoja de trabajo para realizar los distintos cálculos puede ser como la siguiente:

Hoja de trabajo

Para el cálculo de los ratios es necesario meter los datos de balance y cuentas de pérdidas y ganancias como se hizo para los ratios de solvencia. A modo de ejemplo, la partida ventas, se corresponde con la cifra de ventas de negocio para cada año, debiendo ser la secuencia que aparece en la celda C18 la siguiente «=CtaP y G!C46», y al arrastrarla se copia en las celdas contiguas.

Visto la hoja de cálculo cabe decir que el valor del ROA y ROE incorporan datos de la cuenta de pérdidas y ganancias, que es un estado dinámico; y que también incorporan datos del balance, que es un estado contable estático. Para poder obtener un dato más significativo los datos que proceden del balance se van a incorporar al ratio en su valor medio respecto de dos años consecutivos (Fondos Propios medios, Pasivo total medio, etc.).

A modo de ejemplo, y así se recoge en la tabla creada en la hoja de cálculo, la celda C7, Fondos Propios Medios para el año 20X1, se calcularía de la siguiente forma: =(C5+C6)/2. Procediendo de igual modo para todas las filas en las que haya que calcular un valor medio (filas 7, 11 y 17).

Este cálculo de los promedios hace que se tenga que empezar el análisis a partir del segundo año, ya que para el primero no se puede calcular el importe medio de las partidas de balance porque se conoce el dato de balance del año previo.

A continuación, aparece cómo se incluirían la fórmula para el caso de los fondos propios, dejando la fórmula incluida en toda la fila (arrastrando el cursor) a falta de introducir los datos numéricos.

Fórmula para el caso de los fondos propios

Una vez incluidos los datos, los promedios y fórmulas de los ratios se calcularán automáticamente. Antes de ver un ejemplo práctico y su análisis, hay que ver cómo se introducen cada una de las fórmulas de los ratios:

    • Rentabilidad financiera (ROE) y tasa de endeudamiento (L):
      Tasas de rentabilidad

Una vez incluida la fórmula B7=B3/B6, se arrastra el cursor copiándose la fórmula para toda la fila. El mismo procedimiento hay que hacerlo con la Tasa de endeudamiento, por ejemplo en la imagen:
Rentabilidad sobre los pasivos

  • Rentabilidad económica (ROA):
    La fórmula del ROA, y de sus componentes margen y rotación, constituye un cociente entre dos celdas ya calculadas. La explicación sería la misma que para el ROE y el efecto aplanamiento, en la celda en cuestión se establece la fórmula base, por ejemplo «=B14/B17» y se arrastra el cursor hasta el final.
  • Efecto apalancamiento:
    Para la fórmula del efecto apalancamiento hay que añadir más operaciones que una simple división, pero aún así es un cálculo muy sencillo. Teniendo ROA, L y el coste de la deuda calculados, sólo hay que colocar el valor de la ecuación en la celda donde debe aparecer.
    En el esqueleto que se muestra, en la celda C31 se inserta la fórmula «=C26+(C26-C29)*C30».
    Efecto apalancamiento

Ejemplo:

Configurada previamente la hoja de cálculo, se vinculan las celdas de datos al balance y cuenta de pérdidas y ganancias de un supermercado, dando lugar a los ratios.

Ejemplo cálculo de tasas

Siendo el ROA el cociente entre el BAIT y el activo total medio, y observando la evolución de estas variables se entiende cómo es posible que el ROA disminuya. El activo total medio aumenta, consecuencia de la estrategia de inversión fija o de aumento excesivo del activo corriente, habría que acudir al balance para comprobarlo.

Y, aunque el BAIT también aumenta, lo hace en menor proporción que el activo, de ahí que de forma global el ROA se reduzca en los años 2004 y 2005. No es, por tanto, negativa dicha reducción, sino todo lo contrario: suben los beneficios y, debido a la inversión continuada, también se puede pensar en unas expectativas positivas por la futura generación de resultados. Se profundiza más en el análisis de la rentabilidad, a través de márgenes y rotaciones.

En primer lugar, el margen disminuye en los ejercicios 20X2 y 20X3, la explicación respuesta de este hecho es que siendo el margen = (BAIT / Ventas), su valor decrece en el 20X2 y 20X3 porque el BAIT se incrementa en menor proporción que las ventas. En cuanto a la rotación, disminuye todos los años progresivamente y siendo la rotación = Ventas / Activo total medio, la disminución puede ser o porque disminuyan las ventas (cosa que no ocurre), o porque aumente el activo total medio siendo constantes las ventas (cosa que tampoco ocurre), o porque el activo total medio aumenta en una mayor proporción de la que aumentan las ventas, haciendo disminuir la rotación o rentabilidad del activo, como en este caso. Se debe acudir al balance y estudiar si es el activo corriente o el no corriente el que está influyendo en este valor.

La rentabilidad financiera se define como la relación entre el BAT (beneficio antes de impuestos) y los recursos propios. En el ejemplo el ROE disminuye en el 20X1 y 20X2, para después subir ligeramente en el año 20X3. Siendo ROE = BAT / Fondos propios medios, observando que: Los fondos propios aumentan y el beneficio antes de impuestos, como aparece en la tabla, también aumenta poco a poco. Para concretar un poco más los aspectos de estas partidas hay que acudir a la cuenta de pérdidas y al balance.

En este punto es interesante analizar el coste del pasivo ajeno (i = Gastos por intereses / deuda media). Se entiende, por tanto, que un menor coste del pasivo es siempre positivo para la empresa, porque «está saliendo más barata» obtener recursos externos (tengo menos intereses por cada deuda). El coste del pasivo se mantiene más o menos constante, sin variaciones significativas.

Por último, el efecto apalancamiento, ROE > ROA, el coste del pasivo < ROA. Cuando existe endeudamiento, como es el caso, la variación de la rentabilidad económica causa una variación más que proporcional en la rentabilidad financiera, porque la diferencia entre la rentabilidad económica y el coste medio del pasivo ajeno aumenta o reduce la remuneración de los propietarios (ROE). Así, como en este caso, para rentabilidades económicas superiores al coste medio del pasivo ajeno, el capital ajeno obtiene una remuneración menor a la que le correspondería según la proporción en la que participa de la estructura financiera. Este exceso recompensa las fuentes de financiación propias, por lo que su rentabilidad es superior a la obtenida en la gestión del activo (ROE > ROA).

El efecto apalancamiento permite que, con una adecuada combinación de capitales propios y ajenos, se puedan afrontar actividades cuya rentabilidad económica es inferior a la rentabilidad financiera mínima exigida por los accionistas. La variación de la rentabilidad financiera depende, por lo tanto, del nivel de endeudamiento de la empresa.

4.- Ratios de solvencia

La solvencia se puede considerar a largo y corto plazo, denominando a esta última como liquidez. De la misma forma, vamos a analizar la solvencia y liquidez en concreto a través de la hoja de cálculo.

En primer lugar, vamos a ver cuáles eran estos ratios para saber qué estados financieros utilizar para su elaboración. Son los siguientes:

  • Ratio de solvencia = Activo total / Pasivo total
  • Fondo de maniobra = Activo corriente – Pasivo corriente
  • Ratio circulante o solvencia a corto plazo = Activo corriente / Pasivo corriente
  • Ratio cash flow = C F de explotación / Pasivo corriente
  • Ratio «cash» = ( Tesorería + Inv. Fras. a corto plazo ) / Pasivo corriente
  • Ratio «quick» = ( Activo corriente – Existencias ) / Pasivo corriente

A la vista de estos ratios, se puede decir que el estado base para trabajar es el balance, teniendo que usar el estado de flujos de efectivo para el ratio de cash flow.

Para facilitar el trabajo, hay que tener en cuenta que los valores del balance están ordenados por años de forma horizontal, del mismo modo habrá que situar las columnas de los años para los ratios e igualmente de menor a mayor.

Hoja de cálculo solvencia

El cálculo de los ratios en la hoja de cálculo tal y como se ha estructurado, obliga solo a vincular la primera columna para posteriormente arrastrar. Es decir, en la casilla C3 por ejemplo, se coloca la división de las celdas donde se encuentra el valor de activo corriente y del pasivo corriente.

No es necesario escribir todo el comando, basta con poner = en la celda C3 para a continuación seleccionar la hoja «BALANCE» la celda B36, introducir / y después seleccionar la celda B65.

Una vez incluida la fórmula en la primera casilla, se pincha y arrastra el cursor en dirección horizontal, completándose automáticamente el resto de valores de ratios para los demás ejercicios.

Para el caso del ratio quick o el ratio cash, se precisa de una resta y una suma respectivamente, el comando sería el mismo que para un cociente simple sólo que la operación de diferencia o suma deben aparecer entre paréntesis ().

Ejemplo:

Tras haber insertado las fórmulas en las primeras columnas se arrastra con el cursor en horizontal, obteniendo el siguiente resultado para una empresa de supermercado:

Se pueden comentar algunos aspectos, en primer lugar, la empresa tiene un fondo de
maniobra negativo, siendo la diferencia entre Activo corriente y Pasivo corriente cada
vez mayor. Eso significa que con toda la inversión a corto plazo de la que dispone la
empresa, ésta es incapaz de satisfacer por esta sola vía, sus compromisos financieros
en el corto plazo. No obstante sería precipitado llegar a conclusiones sobre la liquidez
utilizando únicamente el signo del fondo de maniobra.

En base a los resultados ofrecidos por el ratio quick se obtiene una idea más
aproximada de la liquidez de la empresa; con su activo corriente realizable es capaz
de financiar el 32% de su deuda a corto plazo en 2003, mejorando considerablemente
esta cifra en el pasado año. No obstante estos porcentajes son demasiado bajos. Todo
ello es debido a que, por lo general, esta sociedad presenta cifras de pasivo corriente
bastantes superiores a las cifras de activo corriente.

En cuanto al ratio de tesorería, este supermercado presenta en este sentido unos
ratios que cada vez son más superiores, lo que en parte es bueno a la hora de hablar
de liquidez, pero que en general significa que está manteniendo un activo muy poco
rentable. Podría pensarse que resulta normal en el sector de los supermercados donde
las personas consumidoras (clientela) pagan todas sus transacciones en efectivo.

5.- VAN, TIR y TAE

Los valores de VAN y TIR no son ratios, tienen relación con la planificación de la inversión. A continuación veremos las utilidades de la hoja que hacen el cálculo de estos valores más sencillo que lo que matemáticamente suponen. Conoceremos su explicación a través de ejemplos prácticos. Junto con ellos, explicaremos el cálculo de la Tasa Anual Efectiva (TAE).

Valor Actual Neto (VAN):

Se realiza el cálculo del VAN con la comparación de varios proyectos para unos flujos de la inversión dados, con objeto de elegir cuál se lleva a cabo.

Se construye una tabla como se muestra en la siguiente imagen, y se calculan los distintos VAN de forma individual en la columna J:

Cálculo VAN

Para calcular la fórmula, acudimos a las funciones predeterminadas de la hoja de cálculo. Se sigue la secuencia: Insertar, Función y de la lista elegimos VNA. Tras esto aparece un cuadro como el de la imagen, donde hay que incluir la tasa, para nuestro ejemplo 0,07, y seleccionar las casillas donde se encuentran los valores de Q. Para el caso del proyecto A:

Fórmula VNA

Para el caso del proyecto hay que incluir los valores de las celdas C4, D4 y E4.

Para obtener el valor de la inversión, tras introducir la fórmula mediante la herramienta de la hoja de cálculo, se debe añadir el valor de la inversión (columna B) mediante una resta. En la celda J4 tiene que aparecer: «=VNA(0,07;C4;D4;E4)-B4«.

VNA excel

El resto de valores se incluyen de la misma forma, dando lugar a la tabla que se muestra a continuación para tres proyectos de inversión:

Cálcular VAN

Tasa Interna de retorno (TIR):

En este epígrafe se calcula la TIR, que es aquel tipo de interés que iguala el VAN = 0, para conocer esta tasa partimos del ejemplo del VAN anterior y se usa la herramienta «Solver». Quizás la persona usuaria no tenga activa esta herramienta en su hoja de cálculo; para ello, hay que ir al menú desplegable Herramientas, Complementos y marcar la casilla de Solver.

En primer lugar, se empieza creando una casilla para el valor de TIR y en la fórmula del VAN se cambia el valor 0,07 por la casilla correspondiente a la tasa TIR (J8). Además en esa celda, J8 se coloca el valor del problema anterior, 0,07 para no modificar el valor de los VAN calculados.

Posteriormente se calcula la TIR para el proyecto B, seleccionando «Solver» en el menú desplegable Herramientas. Mediante esta herramienta se calcula automáticamente el valor de la TIR para que en la casilla del VAN aparezca el valor cero.

Los cambios serán: en la celda J5 que tiene valor de 1.000, aparecerá un 0 y en la celda J8 con valor 0,07, se calcula el valor de la TIR, que para este caso es 0,793. Los pasos se pueden ver en las siguientes imágenes:

Calcular TIN

En Celda objetivo se pone la celda J5 y en valor aplicado a dicha celda, «Valor de: 0», en «cambiando las celdas» poniendo J8 (donde se calculará la TIR).

Parámetro de solver

Después pulsar sobre Resolver, y la última pantalla que aparece se selecciona «Utilizar solución de solver» y aceptar.

Resultados de solver

La solución para el proyecto B es el de la siguiente imagen:

Solver y TIR

Tasa Anual Efectiva (TAE):

La TAE es el interés equivalente de préstamos y productos de ahorro para poder comparar entre ellos y que se calcula teniendo en cuenta plazo, interés nominal y comisiones o gastos.

Para comparar un préstamo (o un producto de ahorro) con distintas periodicidades de pago (o cobro) de intereses y/o plazo de amortización es necesario calcular la TAE, que proporciona la equivalencia en tiempo de los préstamos a comparar.

La fórmula de esta tasa es la siguiente:

Fórmula TAE

  • r = tipo de interés
  • f = periodo de cobro o de pago dentro de un año

El la hoja de cálculo, habría que incluir la fórmula anterior sustituyendo los valores de f y r por las celdas donde incluyan el valor de periodo y el tipo de interés, respectivamente.

Calculo de la TAE

Ejemplo:

Para un préstamo, que tiene un tipo de interés r=7% con pagos trimestrales de intereses, calcular la TAE.

Siendo el pago trimestral, la f toma el valor de 4, ya que se producen cuatro pagos en el año. La solución sería TAE=7,186%, como se muestra a continuación:

Calcular la TAE

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar